viernes, 18 de septiembre de 2015

Pratt & Whitney y General Electric presentan propuestas de motor para cazas de sexta generación.

yourfile

Las propuestas de Pratt & Whitney y General Electric para la siguiente fase del esfuerzo de desarrollo del motor para el caza de sexta generación de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos son para mañana, con los dos lados anticipando la adjudicación de un contrato para un solo oferente en junio o julio de 2016. El AETP (Adaptive Engine Transition Programme/Progrmaa de Transición al Motor Adaptativo) es el siguiente paso en el desarrollo de un motor militar altamente eficiente y adaptable para las aeronaves de combate de próxima generación y el esfuerzo de cinco años de duración significaría una inversión de hasta US$ 950 millones para cada equipo. 

El Laboratorio de Investigación de la Fuerza Aérea ha estado trabajando con GE y P&W en un motor adaptativo de tres flujos desde el año 2008 con el objetivo final de la introducción de un nuevo motor de la clase de 45.000 libras/23.4000 kg de empuje con un 25% a 30% de mejor eficiencia de combustible. El nuevo patrocinador es la Dirección de Propulsión de la USAF. El Director de P & W para programas y tecnología avanzada, Jimmy Kenyon, dice que la fuerza aérea originalmente tenia previsto un concurso para que un “ganador se llevara todo” el contrato de US$ 900 millones para el AETP, pero gracias al compromiso de la industria ha decidido llevar dos equipos hacia adelante en lugar de uno. Kenyon dice que un ajuste horario de aproximadamente un año también ha eliminado gran parte de la superposición entre el actual esfuerzo sobre el AETD (Adaptive Engine Technology Development/Desarrollo de Tecnología del Motor Adaptativo), que comenzó en 2012 para traer dos diseños a la revisión preliminar del diseño. 

La Fuerza Aérea espera ahora ensamblar los dos diseños de la competencia para las pruebas de motor antes de la transición a una competición en la década de 2020 para el desarrollo de un “FX” de sexta generación y el motor de caza “F-XX”. “Hubo una gran cantidad de concurrencia entre lo que estaban haciendo en el AETP y lo que todavía estábamos tratando de terminar en el AETD, el programa actual, y que plantea una gran cantidad de riesgo”, dice Kenyon. “Iba a ser un contrato de precio fijo con mucho riesgo, ya que el ganador se llevaba todo el contrato de US$ 900 millones. “Desde entonces han dado un paso atrás, porque una de las cosas a la que la fuerza aérea esta pisandole los talones es al mantenimiento de una base industrial competitiva.” P&W ha estado persiguiendo AETP como un puente crítico entre el final del desarrollo F135 para el Lockheed Martin F-35 en 2016 por y la competencia por un avión de sexta generación. 

La compañía dice que su trabajo actual sobre el AETD dará lugar a mejoras en el producto para el F135, que Kenyon dice representan un 5% a un 7% de ahorro de combustible. El siguiente programa es principalmente acerca de la colocación para la próxima oportunidad de desarrollo grande, pero algunos componentes podrían rodar en un F135 a reformado en un ovehaul de media vida. “Ahora usted está pensando en cinco años en el futuro y donde usted necesita estar (respecto a la preparación para la competición del motor del caza de sexta generación). Cómo llegar a la final dentro de los cinco años y estar en la mejor posición posible?", Dice. “Tenemos un diseño muy exitoso y estamos proyectando para cumplir con todos los requisitos de rendimiento. Tenemos mucha experiencia con los cazas de quinta generación y en la integración de quinta generación, y podemos llevar toda esa experiencia”. (Jesús.R.G.)


Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook                 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

EL APARTADO DE COMENTARIOS DE ESTE BLOG ESTÁ MODERADO. SI EL COMENTARIO CONTIENE INSULTOS HACIA UNA NACIÓN, PERSONA ETC... SERÁ BORRADO AL INSTANTE PARA UNA MEJOR CONVIVENCIA EN EL MISMO, UN SALUDO Y GRACIAS POR COMENTAR.